Thursday, June 14, 2007

Tengo dolor de muelas en el corazón


Y, en el momento preciso, el profeta empezó a hablar. Pero este profeta no se tomaba tan en serio a sí mismo. Es más, creo que ni siquiera se presentó a sí mismo como profeta. Sólo que lo que dijo, lo dijo con tanta convicción, que acabé creyéndomelo. O tal vez fue que en mucho tiempo, era lo más sensato que había escuchado. De alguna forma, todos los verbos adoptaron la forma gramatical adecuada (algo que no pasaba en mucho tiempo). La misma sensación que caminar descalzo sobre clavos. El mismo dolor que produce tener inflamado el trigémino y achacar mi vulnerabilidad al estrés por ir a trabajar a diario a un lugar que no me gusta. Si este profeta ordenará a su ejército de seguidores levantarse contra el sistema, no sé cómo terminaría todo. Nuestras experiencias de la guerra se reducen a las películas de propaganda gringas o a la guerra interna de todos los días para lidiar con los sueños no cumplidos. Una guerra que, en el mejor de los casos, se lidia con playmobils y por messenger, mientras se descarga música para el ipod. Pero, en todo caso, el profeta cuyo nombre era Tyler Durden y fue inventado por Chuck Palahniuk porque él sabía que le iba a caer como anillo al dedo a toda una generación, dijo lo siguiente:

Veo mucho potencial, pero está desperdiciado. Toda una generación trabajando en gasolineras, sirviendo mesas, o siendo esclavos oficinistas La publicidad nos hace desear coches y ropas. Tenemos empleos que odiamos para comprar mierda que no necesitamos. Somos los hijos malditos de la historia, desarraigados y sin objetivos. No hemos sufrido una gran guerra, ni una depresión. Nuestra guerra es la guerra espiritual, nuestra gran depresión es nuestra vida. Crecimos con la televisión que nos hizo creer que algún día seriamos millonarios, dioses del cine o estrellas del rock, pero no lo seremos y poco a poco lo entendemos y eso hace que estemos, muy, muy cabreados.

Cabreado o no, quiero más tiempo para perderme en la red y descubrir blogs interesantes; para contar cuántas parejas veo pelear en el Paseo de la Reforma de camino a casa; para ir al cine a ver películas indoloras, porque ya he visto todas las que están para cortarse las venas; tiempo para leer a Hegel y Heidegger, y simultáneamente poder hojear dos periódicos diarios y todas las revistas que hablan de lugares a los que nunca he ido ni quiero ir; tiempo para perderme sin remordimientos en la librería, entre libros que no puedo comprar y menos leer, porque me falta tiempo; minutos enteros para recorrer todas las líneas del metro con mis más queridos amigos, y al final del día darnos cuenta que no queríamos ir a ningún lado en particular, sino sólo perdernos por la ciudad en compañía; tiempo para hacer cosas sin utilidad, que son las únicas cosas verdaderamente humanas y útiles. Pero debo parar, porque mañana hay que ir a trabajar y saludar a primera hora al reloj checador. Ya perdí dos días a causa de mi dolor de oído y no creo que me disculpen uno más. Aunque, como decía un personaje de Sólo con tu pareja, todavía no se haya ido mi dolor de muelas alojado en una de las cavidades del corazón… Ahora que lo pienso bien, quiero tiempo para volver a ver Sólo con tu pareja y para seguir creyendo que Alfonso Cuarón iba a revolucionar al cine mexicano. Pero si quiero ver de nuevo Sólo con tu pareja y evocar la primera vez que la vi a los 15 años, entonces tengo que ahorrar para comprarme el DVD de la “Criterion Collection” en que se ha editado esa vieja película. Pero, por ser de importación, ese DVD cuesta más de lo que puedo permitirme. Lo cual me lleva de regreso al problema del dinero y el trabajo, y de que tengo que seguir haciendo lo que no me gusta para pagarme lo que sí me gusta y no tengo tiempo de disfrutar…

13 comments:

Silencio said...

Ese discurso, el de Tyler y el de Mark de Trainsppoting, acertados, crecimos con manuales, manuales de culpa, por todo, nene que no te vayas a caer que tu madre se preocupa, hijo que no llegues tarde porque tu madre no duerme, etc, culpa, pecado, redención, todo, para contenernos de algo, tal vez Dios existe y el diablo también que nos hace contenernos, leernos los manuales de como morir inconforme, sin haber hecho, al manos, una parte de lo que queriamos hacer, decía a un amigo que uno hace cosas no correctas segun alguien más, pero la culpa ocupa todo el pensamiento, total se peca pero se hizo con la penitencia durante ese evento, y no se disfruta. Si uno arderé en el infierno, pues... que valga la pena, si no, al carajo con el infierno. Como sea... menos culpa, más aderezo... y bueno esa de solo con tu pareja me hizo dejar de comer por unos días, pero ver esa rola de mozart, con la imagen de Claudia Ramirez,, bueno no la cambio por nada. Que película tan chida, creo que la vi como tres veces en el cine.

Saludos

pablo rosenzvaig said...

no he visto esa de cuarón pero antes que escuchar el discurso de Tyler prefiero ser sordo.
De hecho ese es un discurso sordo.

Nyman said...

Estimadísimo Mario,

He encontrado una especie de conexión bastante singular contigo, obviamente (y siento) fruto de la casualidad, más que de otra cosa. He estado exponiendo en mi blog situaciones varias que mencionas en este post, obviamente sin esta riqueza de vocabulario y menos con el sentimiento que tú le imprimes. Pero es curioso encontrarme diciendo que siento que a ratos me asalta la ansiedad porque estoy disfrutando un dvd de James y siento que estoy perdiendo el tiempo, ó que tengo una pila de dvd’s producto de mi trabajo remunerado pero que están ahí sin poderse ver por falta de tiempo…tiempo, tiempo y dinero, vengo a visitarte y coincidentalmente encuentro el mismo mensaje pero con otras palabras.

Así como tú, hay cosas que desearía comprarme, pero seguramente terminarían igual que mis demás pendientes, en una larga lista. Y a veces, cosas que me compro, terminan siendo subutilizadas. Es canija la publicidad que nos avientan a la cara, pero más débil mi voluntad. Esto es una especie de guerra de venderte supuestas “objetividades” que por no saber a ciencia cierta si son ciertas, terminas cayendo hasta que te das cuenta que no hay tales.

¿Quién puede asegurarme a mi que esas ansiedades que padezco no están siendo originadas por alguien que quiere venderme la idea de que –por ejemplo- disfrutar un dvd es perder el tiempo? Ansiedad, mucha ansiedad.

Pero sabes, en el fondo, es gratificante saber que no está uno solo. Abrazos Mario.

tnf25 said...

Mario, mario, mario…..

Hay tanta razón y sinsabor en lo que escribes, que no me queda mas que darte la razón, pero también hay que decir que de una manera u otra debemos de desaprender tantas idioteces que nos han enseñado como verdades irrefutables…..por eso es que a veces es bueno levantarse de la cama y no hacer mas que aquello que queramos….recibe pues un abrazo

Mario said...

Silencio:

Ni Durden ni Renton han perdido vigencia. En torno a esas figuras, David Fincher y Danny Boyle dejaron las mejores muestras de su capacidad para contar historias, para elaborar discursos desencantados y desesperados, sin glamour ni complacencia. Me quedo con esa idea de menos culpa y más aderezo. Aderezar el placer, pero no de culpa; aderezar las correrías nocturnas, pero no de imaginaciones referidas al castigo anticipado; aderezar las secuencias de cine que se quedaron atoradas en tu mente con Mozart y las indicaciones de Claudia Ramírez para huir del avión en caso de emergencia... Abrazos, muchos

Pablo:

"Sólo con tu pareja" es la ópera prima de Alfonso Cuarón. Una peli que hizo con muy poco dinero, pero con un dominio de la técnica cinematográfica inédita en el cine mexicano de aquella época. La película era sencillamente hermosa visualmente, no académica ni almibarada. Y Cuarón nunca se pudo quitar la obsesión por el color verde. Allí abordaba el tema del SIDA de una forma desenfada y humorística, y eso no se lo perdonó medio México... Sobre la sordera del discurso de Tyler, creo que se le cayeron las orejas a punta de puñetazos. Es un discurso poderoso, pero efectivamente está sordo y ciego. No predica, no quiere redimir. Sólo señalar que algo anda mal y que todos nos damos cuenta, pero no decimos nada...

Monsieur Nyman:

Muchas, demasiadas coincidencias. Hasta en el DVD de James visto de manera culposa. No lo vas a creer, pero lo tengo aquí enfrente, recién desempacado. Yo le encontré el gusto a James tarde, nunca me tocó verlos en vivo. Pero "Born of Frustrarion" y "Getting Away with It" son dos rolas portentosas sobre la frustración, sobre el desastre que nos acecha, sobre todo eso que se pospone y no se cumple... Me qeudé pensando en eso de cómo fabricamos las ansiedades y es cierto. Yo no sé qué hacen los psicoanalistas buscando fobias auténticas en las personas, cuando todo ese malestar emocional está fabricado en serie. Quizá ya no sea cierto que cada cabeza es un mundo; sino que lo que nos vuelve de nuevo individuos es la medida en que desaprendemos todas esas cosas que relacionamos con la angustia y la culpa... Por lo pronto, disfrutemos de los videos de James... Un abrazo

TNF25:

Ja! Si, la verdad fue muy quejumbroso este post. De hecho, estaba escribiendo otra cosa para subir al blog (algo sobre "María Antonieta", la peli de Sofía Coppola) y de repente volvió mi dolor de oído, pues se me olvidó tomar la dosis de antibióticos de la noche. La angustia por saber que iba a pasar una noche terrible, y que al día siguiente tendría que ir a trabajar me llevó a una y otra cosa. Y de nuevo, a Tyler Durden.... Pero de entre tanto berrinche, me quedo con eso que dices de desaprender idioteces y levantarse de la cama para hacer sólo cosas que de verdad se quieren... Me quedo con eso, y te agradezco en el alma que lo hayas escrito... Un abrazo

Zelig said...

No he leído a Palahniuk (aunque sí vi el filme) es una de las tantas asignaturas pendientes que tengo, entre otras cosas porque esta también es una generación a la que le falta tiempo para hacer tantas cosas como ella quisiera.

Por otro lado y retomando un tema anterior, si te gustó el fragmento de Auxilio en "Los detectives salvajes" entonces has de leer "Amuleto", pues ahí Bolaño consagra su novela a ese personaje y vuelve a narrar ese hecho. Al fin y al cabo, Bolaño sólo escribio un libro desgajado en varios, sólo que éste resultó ser una obra maestra.

Mario said...

De Palahniuk yo conozco, además de la peli y la novela "Fight Club", una maravilla que se llama "Asfixia". Es hilarante y horrorizante a partes iguales, sobre un pobre diablo que se gana la vida fingiendo accidentes con la comida en restaurantes, para que otros le salven la vida y se sientan moralmente comprometidos con él. Alguien debería llevarla al cine y darle a Robert Downey o Steve Buschemi el papel principal, jejeje... Estoy verdaderaqmente sorprendido por la lectura de Bolaño. Por la forma en que enturbia una realidad que yo creía conocer muy bien. Yendo el día de hoy en la página 245, la épica de Bolaño me hace dudar de que Lizst Arzubide y Alí Chumacero, poetas que yo he leido, sean seres reales y no producto de la imaginación febril de un realvisceralista... Un brazo, querido Zelig, y gracias por darme el mapa para explorar las geografías de Bolaño

Tessitore di Sogno said...

Super Mario:

Solo quiero comentar que el dinero si bien hace las cosas mucho más sencillas a veces quien lo tiene a manos llenas es quien más vacío e insatisfacción alberga, lo que te puedo decir es que te estimo, aprecio y admiro mucho, y con seguridad sé que no soy el unico fan tuyo, cuentas con todos los que siempre vamos a estar aqui de un modo u otro intentando llenar esos vacíos que el dinero nunca va poder llenar.

Un Abrazo muy fuerte y que el dolor pase pronto... pronto!

Mario said...

Tessitore:

Muchas gracias por todo lo que dices. De verdad, que ha sido una forma excelente de iniciar el día. Hoy venía de camino al trabajo, por Avenida Chapultepec y ya cerca de un bloqueo, y me di cuenta de cómo la vida fluye, de cómo la gente sigue metida en sus cosas aunque por dentro cada quien tenga una tormenta en la cabeza. A veces es la falta de dinero lo que nos agota, otras, la desesperada lucha por hacerse de un poco, del suficiente para sobrevivir. Y, en medio, las interminables horas que se van acumulando hasta formar años y toda una vida completa. Pero quizá todo es cuestión de vivir un día a la vez, y de tratar de exprimirle todo el beneficio posible a algo que tal vez no lo tenga. Como cantaría el buen Cerati, "uno siempre quiere hacer cosas imposibles"... Un agran abrazo, y de nuevo, muchas gracias por los buenos deseos, que por supuesto son recíprocos...

el chico de la chaqueta azul said...

Entiendo perfectamente esa deseo del que hablas. A mí también me gustaría tener más tiempo para hacer todas aquellas cosas que amo, sobre todo, para la lectura...No conocía esa película de Cuarón pero intentaré buscarla porque todo lo que he visto de el me ha gustado: Mi preferida sigue siendo Grandes esperanzas, quizá por Dickens..un saludo

Mariluz Barrera González said...

Que curioso Mario, en estos momentos de mi vida tengo dolor de muelas en el corazón. Y creo que estoy en ese momento de crisis en el que quisiera realmente vivir por gusto, por el simple gusto de vivir, pero la realidad es tan dura...que por mas que intento, siento que se estrella a cada momento en todas mis circunstancias.

Espero poder lograrlo, por que ya me estoy sintiendo un poco vieja, y el tiempo....pasa...pasa cada vez mas rápido y la vida pasa...pasa...cada vez mas rápido y a veces siento que ya no la veo pasar.

Abrazos.

Mario said...

Chico de azul:

"Sólo con tu pareja" fue en su momento una película fresca, que significó la irrupción en el cine mexicano de una nueva generación de jóvenes que disentían de la visión romántica e idealizada que había dominado este sector. Eran chicos que se atrevían con la comedia urbana, con la ironía dirigida hacia los elementos más sagrados del imaginario social del mexicano. Y funcionó en su momento. Después, por falta de condiciones para seguir filmando, Cuarón y otros tuvieron que emigrar... Creo que a mi también la película que me gusta más de él es "Grandes esperanzar", con sus colores verdes, con "Bésame mucho", con Anne Bancroft y con toda esa imaginería visual... No sé si en su momento ella se dio cuenta, pero Cuarón fotografió el rostro de Gwyneth Paltrow como nadie más lo ha hecho... Un abrazo

Querida Mariluz:

Es muy curioso lo que dices sobre el dolor de muelas en el corazón. A veces, el tiempo pasa y el dolor allí sigue, pero de alguna manera te acostumbras a cargarlo a cuestas, a que te duela sin que realmente lo sientas. Eso es parte del problema: te acostumbras tanto al dolor que acabas insensible; insensible para lidiar con las cargas de todos los días, pero también para vincularte con el mundo de una manera que pudiera sacarte de ese estado de pasividad y de angustia. Una especie de círculo vicioso. Yo este año cumplo 29, y estoy en una posición en la que jamás me imaginé a esta edad; siento que el tiempo pasa. Pero he aprendido que hay que vivir sólo un día a la vez, que no se puede hacer gran cosa para cambiar el pasado, y que el fututo se construye en ese día a día... Pero me lo sigo pensando... Un abrazo, querida Mariluz

Arkturo said...

Jajaja

Que crack lo del dolor de muelas Mario.

Sabes me hiciste pensar por un momento acerca de los engendros vivos de la Tivo (Televisión) ya que me considero un fiel seguidor de la mierda televisiva, siento que esos planes de querer poner un méxico libre y abierto nunca serán posibles si existe toda esa mierda publicitaría que nos hace comprar, y trabajar como negros para tener ese modelo social aceptable por todos. Y es que realmente no tenemos tiempo para vivir la realidad por que estámos atrapados por esa surrealidad a la cuál estamos sujetos todos cuando llegamos a la tierra, si es que no tienes mucha suerte, a vivir en una ciudad, trabajar, buscarte pareja, tener uno o dos hijos, a como alcance la economía, comprarte un auto, un seguro de vida, llevar al hijo ala escuela, y si quieres una vida más free, estarte soltero por un tiempo, ir al trabajo, consumirte los ojos para pagar con algo de dinero la renta, pasar por ese callejón donde se encuentra ese libro tan deseado, pasear por el mixup escuchando ese cd' tan anelado, ir, subir, bajar, venir, creer, correr, y nunca salir de ese hoyo que siempre nos hace olvidar lo tan poderoso que podemos llegar a ser si hacemos cosas en grandes, yo veo la generación de chavales de mi edad muy parca y carente, y no es por que me excluya, pero la situación de los jóvenes y más de los de menos de 18 está bienn pero bien horrenda, a no ser que seas heredero de el negocio familiar y te hagan lavar el cerebro que tendrás tu vida resuelta durante toda tu próxima vida. Bien dicho lo de durden, el potencial del humano actual se está llendo al carajo, solo son pocos... muy pero muy pocos, los que están haciendo algo por modificar el pensamiento humano.

jooooooodeeer!

-Further-